compartir en google+ compartir en facebook Compartir en Twitter compartir en Linkedin

Información para pacientes

Adicción a drogas

Esta información ha sido elaborada por el grupo de Educación en Salud para la Ciudadanía de la Sociedad Española de Medicina Interna. Pretende que los enfermos conozcan mejor sus enfermedades. 

logo SEMILogo Educación

1. ¿QUÉ ES LA ENFERMEDAD?

La adicción o trastorno adictivo es una enfermedad crónica cuyo origen se encuentra en múltiples factores, siendo fundamentales:

  •  El ambiente familiar y social. Está demostrado que las personas que viven en un entorno de consumo de drogas (incluidas el alcohol y el tabaco) u otros trastornos adictivos (como puede ser el juego patológico), tienen mayor probabilidad para contraer la enfermedad.
  •  La estructura cerebral. En muchas de las personas que sufren un trastorno adictivo, los circuitos neuronales relacionados con la percepción de placer y satisfacción, conocidos como "circuitos de recompensa", precisan de una mayor activación, o han aprendido a sentir placer o satisfacción de manera muy intensa, y esto sólo lo satisface el consumo de la sustancia o comportamiento adictivo.

Dos conceptos centrales en cuanto a la adicción son tolerancia: “cada vez necesito consumir más o jugar más para obtener los mismos efectos”, y dependencia: “mantengo la conducta adictiva porque a nivel físico mi cerebro la “reclama” y a nivel psicológico necesito buscar un bienestar o aliviar un malestar, a pesar de las consecuencias negativas de la adicción: pérdida de empleo, pérdida de amigos/as, problemas familiares, problemas de salud…”.

2. ¿QUÉ PODRÍA HABER HECHO PARA EVITARLA? ¿CÓMO LA PRESENTO? ¿QUÉ DEBO ACONSEJAR A MIS AMIGOS Y FAMILIARES PARA QUE LA EVITEN?

Las adicciones se desarrollan con mayor frecuencia en la adolescencia, aunque pueden aparecer en cualquier momento de la vida.

Principalmente podría haber hecho dos cosas para evitar la enfermedad:

  • No mantener relación con personas consumidoras de drogas, incluido el alcohol, o con otros comportamientos adictivos.
  • Tener hábitos saludables (hacer ejercicio físico, gestionar bien el tiempo libre, no abusar del alcohol, salud mental...), así como rodearme de personas saludables.

Cuando hable con mis familiares y amigos sobre mi enfermedad es recomendable que sea sincero/a, contando todo lo que sé.

Lo más íntimo y personal, sólo lo comentaré con aquellas personas con quien lo hago habitualmente.

No se trata de que todo el mundo sepa que "soy adicto/a", sino de que mi círculo más cercano entienda qué me sucede y favorezca el mantenimiento de mi abstinencia, no invitándome a consumir drogas y no exponiéndome a situaciones de riesgo de consumo.

3. ¿QUÉ DEBO HACER AHORA PARA QUE ME VAYA BIEN?                                   

Las adicciones tienen solución, si se tratan debidamente.

Es necesario que te pongas en manos de profesionales como el/la médico de familia o los centros sanitarios especializados en adicciones, que suelen tener respuesta a tus preguntas y tratamientos eficaces. otra opción son los recursos privados:

Recursos privados sin ánimo de lucro: formados por equipos profesionales expertos en tratamiento de adicciones. Suelen financiarse a través de fondos públicos y aportaciones privadas; el tratamiento puede ser gratuito o semi-gratuito. Muchas de estas entidades tienen más de 30 años de experiencia.  Otros recursos privados: también cuentan con equipos profesionales. El tratamiento en este tipo de centros tiene un coste que es obligatorio pagar.

Además, es necesario que te “protejas”, cumpliendo las indicaciones de los profesionales, que pasarán por no exponerte a situaciones donde sea posible que consumas, tomar la medicación si es que te la han prescrito, no relacionarte con personas consumidoras, realizar cambios en la rutina diaria, mejorar la gestión del ocio y el tiempo libre, manejo adecuado del dinero, y otras que se te irán indicando en el tratamiento.

Debes tener en cuenta que una adicción no se desarrolla en “dos días” y por tanto no se resuelve en “dos días”. Es necesario un proceso completo para que se adquieran las habilidades necesarias y la medicación prescrita haga el efecto deseado.

4. ¿CUÁL ES EL PRONÓSTICO?  

Las personas que sufren adicción presentan a veces recaídas siendo probable que en el proceso de superación de la enfermedad se produzcan vueltas al consumo o a un estilo de vida relacionado con el consumo.

Un proceso completo de tratamiento abarca la desintoxicación: dejar de consumir y que mi organismo elimine la sustancia que consumía (se tarda entre 3 y 30 días, dependiendo de la sustancia, de mi peso, mi metabolismo, mis hábitos de alimentación, etc.; la deshabituación: dejar el hábito de  consumo o comportamiento adictivo y que esto se mantenga en el tiempo; y la rehabilitación: volver a tener una vida normalizada, relaciones familiares y sociales sanas, trabajo, hábitos de vida saludables, etc.

Realizando este proceso y manteniendo los cambios en el tiempo el pronóstico de la enfermedad es bueno.

Realizar todo el proceso adecuadamente implica que potencie y mantenga los cambios.

Dependiendo del tipo de tratamiento, sólo un 10% completa el proceso de manera exitosa, y de ese 10% un 1% sufre recaídas.

El 90% restante, es posible que se mantenga abstinente y que incluso vuelva a la normalidad, pero necesitamos que realice un tratamiento adecuado para tener garantías de ello.