compartir en google+ compartir en facebook Compartir en Twitter compartir en Linkedin

Información para pacientes

Legionellosis

Esta información ha sido elaborada por el grupo de Educación en Salud para la Ciudadanía de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI). Pretende que los pacientes conozcan mejor sus enfermedades.

logo SEMILogo Educación

1. ¿EN QUÉ CONSISTE LA ENFERMEDAD?

Es una enfermedad bacteriana causada por una de sus variedades, tienen forma de bacilo y viven en aguas estancadas multiplicándose dentro de las amebas. La que más suele afectarnos es la Legionella neumophila, que daña al pulmón. Suele contagiarse a través de sistemas de aire acondicionado o de agua en edificios, centros comerciales, hospitales, etc.

2. ¿PODRÍA HABERLA EVITADO, O COMO LA PRESENTO QUE DEBO DECIR A FAMILIARES O AMIGOS PARA QUE NO LA TENGAN?

Favorece el tenerla ser fumador o alcohólico. Cualquier paciente que haya contraído la Legionella debe dejar de fumar inmediatamente.

Padecer algún tipo de afección pulmonar o del sistema respiratorio de carácter crónico (EPOC, asma), la edad avanzada, tener debilitado el sistema inmunológico a causa de alguna enfermedad como el cáncer o el SIDA, o haber sido sometido a un trasplante, tomar fármacos que inhiben el sistema inmunitario (quimioterapia, corticoides), padecer insuficiencia renal en estado avanzado o diabetes mellitus.

También la exposición a aerosoles o duchas de centros sanitarios o grandes edificios como hoteles.

La infección de material sanitario como sondas nasogástricas, equipos de respiradores hospitalarios, material sanitario infectado que se utiliza para lavados de pacientes o de sus heridas, presencia de esta infección en fuentes de refrigeración, aires acondicionados, saunas, fuentes ornamentales, riegos por aspersión, etcétera.

Suele expresarse con un cuadro gripal, con cansancio, debilidad, dolores articulares, cefalea, fiebre y tos. Suele resolverse en pocos días sin ningún tipo de tratamiento, y, de hecho, muchas infecciones de este tipo pasarán inadvertidas o diagnosticadas de una falsa gripe. Si produce una neumonía o pulmonía predominan los sintomas respiratorios: tos,expectoración, dificultad para respirar, ruidos o molestias en el pecho.

3. ¿QUÉ DEBO HACER AHORA PARA MEJORARME?

En presencia de alguna de sus manifestaciones, acudir al médico. Este, además de explorarme y hacerme las pruebas precisas comunicará el caso a la sanidad pública para investigar sobre las fuentes u origen de la infección.

4. ¿CUÁL ES EL PRONÓSTICO?

Disponemos de antibióticos orales como las quinolonas o los macrólidos que, administrados en muy pocos días, 7 a 10, salvo que exista una inmunodeficiencia, pueden resolver fácilmente la enfermedad. Pero conviene que la empecemos a tratar lo antes posible.