Usted está aquí

compartir en google+ compartir en facebook Compartir en Twitter compartir en Linkedin

Información para pacientes

Nefritis intersticial

Esta información ha sido elaborada por el grupo de Educación en Salud para la Ciudadanía de la Sociedad Española de Medicina Interna. Pretende que los enfermos conozcan mejor sus enfermedades. 

logo SEMILogo Educación

1. ¿Qué es la enfermedad?

Es un trastorno renal en el cual los espacios entre los túbulos renales resultan hinchados (inflamados). Esto puede causar problemas en la forma como funcionan los riñones.

La nefritis intersticial puede ser de breve duración, la llamamos aguda o puede ser prolongada (crónica) y empeorar con el tiempo.

2. ¿Podría haberla evitado? ¿Qué podría decir a familiares o amigos para que no la padezcan?                          

A menudo, no se puede prevenir el trastorno. Se puede ayudar a disminuir el riesgo de la enfermedad evitando o reduciendo el uso de medicinas que puedan causarla.

La forma aguda de la nefritis intersticial es causada con mayor frecuencia por efectos secundarios o el uso prolongado de medicinas como paracetamol (Tylenol), ácido acetilsalicílico (aspirin) y antiinflamatorios no esteroides (AINE). Esto se denomina nefropatía por analgésicos. Pueden ser causa del efecto secundarios de ciertos antibióticos, incluso penicilina, ampicilina, meticilina, sulfamidas y otros como furosemida, diuréticos tiazídicos, omeprazol, triamtereno o alopurinol.

También la puede causar si hay muy poco potasio en la sangre o demasiado calcio o ácido úrico en la sangre. 

También pueden causarla trastornos autoinmunitarios como la enfermedad antimembrana basal tubular, la enfermedad de Kawasaki, el síndrome de Sjögren, el lupus eritematoso sistémico o la granulomatosis de Wegener. Y ciertas infecciones.

3. ¿Qué puedo hacer para mejorarme?        

Prestar atención a los que son sus síntomas para acudir a un médico, mejor si es un nefrólogo para que me estudie y me trate. Por ej. sí presentó o sangre en la orina, molestias al orinar y fiebre en, necesidad de orinar con frecuencia, orinar muy poco o mucho, o ello se acompañan de nauseas y vómitos, tener cambios en el estado mental como la somnolencia, la confusión o el coma, noto hinchazón del cuerpo en cualquier área, es decir tengo edema, generalmente gano peso y puedo tener lesiones cutáneas.

En ese caso el médico llevará a cabo un examen físico, el cual puede revelar: Sonidos anormales del corazón o los pulmones, hipertensión arterial, Líquido en los pulmones (edema pulmonar).
    
En general me practicará exámenes complementarios que pueden incluir: bioquímica sanguínea, una gasometría arterial. Química sanguínea con medición de los niveles de BUN y creatinina en la sangre, recuento sanguíneo completo. Análisis de orina, ecografía renal y Biopsia del riñón.

Luego me ofrecerá un tratamiento que dependerá de la causa del problema. Evitar las medicinas que lleven a esta afección puede aliviar rápidamente los síntomas. La restricción en la sal y líquidos en la dieta puede mejorar la hinchazón y la hipertensión arterial. Asimismo, la restricción de proteína puede ayudar a controlar la acumulación de productos de desecho en la sangre (azotemia) que puede llevar a que se presenten síntomas de insuficiencia renal aguda.

Si la diálisis es necesaria, generalmente se requiere sólo por poco tiempo. Los corticosteroides o antiinflamatorios más fuertes, como ciclofosfamida, pueden ayudar algunas veces aguda (alérgica),