compartir en google+ compartir en facebook Compartir en Twitter compartir en Linkedin

Información para pacientes

Púrpura

Esta información ha sido elaborada por el grupo de Educación en Salud para la Ciudadanía de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI). Pretende que los pacientes conozcan mejor sus enfermedades.

logo SEMILogo Educación

1. ¿En qué consiste la enfermedad?

Como su nombre indica es una situación en la que la piel tienen manchas que ese color, violeta o púrpura, y se debe a que los hematíes han salido de los vasos, de las venas, por debajo de la piel, allí han transformado su hemoglobina tomando ese color violeta.

En ocasiones se debe a que los tejidos que subyacen a la piel están atrofiados, lo que es muy frecuente en ancianos, en las zonas de la piel expuestas al sol, como sucede en las manos o brazos. A eso se llama purpura senil o de Bateman. Otras veces la persona tiene varices venosas, es decir el sistema que hace que la sangre de las extremidades suba por las piernas, en contra de la gravedad, y que está favorecida por qué las venas tienen válvulas, que dirigen el sentido de la circulación hacia arriba, se lesionan, se rompen, y la sangre se acumula presionando sobre la paredes de las venas, y a veces dejando salir hematíes, lo que genera ese color en las personas que tienen varices o lesión de las válvulas venosas. Es frecuente que mujeres en ocasiones obesas, o multíparas, tengan varices, con venas grandes, lesiones purpúuricas, y en ocasiones sale el líquido de la sangre, el plasma, y tienen hinchazón a nivel de los tobillos, lo que llamamos edema, y que se comprueba porque cuando apretamos con un dedo en esa zona dejamos huella, un pequeño hundimiento, que llamamos fóvea.

Es menos frecuente que la purpura surja porque el sujeto tiene pocas plaquetas, tiene trombocitopenia, y la lesión se llama púrpura trombocitopénica, con el apellido de idiopática, lo que significa que su origen es desconocido. En cualquier situación en la que bajen el número de plaquetas, la aparición de púrpura es posible. Es mucho más fácil que aparezca si además de cifras bajas de plaquetas recibimos un golpe, por pequeño que sea.

2. ¿Qué podría haber hecho yo para no padecerla y/o qué debo comentar a mis familiares y amigos para que no la padezcan?

No es fácil evitarla, pues la mayoría de sus causas de controlan mal. Si tiene varices en las extremidades inferiores puede serle de utilidad permanecer con las piernas en alto, por ej. colocando algún almohada en la zona de los pies del colchón. No colocarse cinturones o ropas ajustadas que impida la circulación hacia arriba de las venas de las piernas. También es útil el uso de determinadas medias que ayudan al retorno venoso.

3. De aquí en adelante, ¿qué debo hacer para mejorarme o curarme?

La purpura se visualiza fácilmente, también las venas varicosas, o el edema en los tobillos. Si usted los presenta debe acudir al médico, que intentará conocer su causa. Un análisis de sangre le permitirá saber el número de sus plaquetas. A continuación le indicará algunas medidas sencillas para evitar su aparición, o algunos medicamentos que favorecen el retorno venoso.

4. ¿Cuál es el pronóstico?

El pronóstico es habitualmente bueno , pues la enfermedad rara vez se califica de grave .