compartir en google+ compartir en facebook Compartir en Twitter compartir en Linkedin

REVISTA DE PRENSA

El 52% de internistas participantes en un sondeo refiere haberse enfrentado a conflictos éticos durante la crisis sanitaria por COVID-19

El 52% de los médicos internistas participantes en un sondeo de la Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI) manifiesta haberse enfrentado a conflictos de tipo ético en su labor clínica o asistencial en la atención a pacientes en los hospitales durante la situación de crisis sanitaria vivida en los últimos meses por el COVID-19 en España. Es una de las principales conclusiones de la “Pregunta SEMI del mes” de mayo, una encuesta periódica mensual que la SEMI realiza entre sus socios y que, en esta ocasión, ha contado con la participación de 902 profesionales.

Otros resultados que se desprenden de este sondeo reflejan cómo la situación vivida en los hospitales de sobrecarga y presión asistencial ha afectado directamente al bienestar físico y emocional de los internistas ─especialistas que han atendido, en primera línea, a 8 de cada 10 pacientes COVID19 no críticos hospitalizados─.

Tanto es así que el 68,1% de los participantes en esta encuesta manifiesta haber sentido “impotencia” y el 67,5% refiere haber tenido episodios de insomnio o haber dormido peor de lo habitual. Casi 6 de cada 10 especialistas, además, reconoce haberse sentido “triste y abatido” (59,2%) y un 47,9% también admite haber tenido “menos capacidad de concentración para disfrutar de actividades de ocio” en su tiempo libre como, por ejemplo, leer o ver una película.

Por otro lado, 43 de cada 100 internistas (43,3%) también reconoce que la situación vivida como consecuencia del COVID19 en los hospitales ha influido directamente en sus hábitos de alimentación, ya que manifiestan haber “comido menos o más de lo habitual”. Entre otros datos, este sondeo también deja entrever cómo ha afectado la situación vivida en los hospitales a los internistas en lo que respecta a sus hábitos tabáquicos y/o en el ámbito familiar o de pareja.

Fuente: Sociedad Española de Medicina Interna (SEMI)

Cabe recordar que los especialistas en Medicina Interna se encuentran en primera línea asistencial e investigadora frente al COVID-19. Atienden al 80% de pacientes COVID19 no críticos hospitalizados y, desde que comenzó la crisis sanitaria, han liderado la conformación de equipos médicos multidisciplinares, consensuado protocolos diagnósticos y terapéuticos frente al SARS-CoV-2 desde una óptica multisistémica y han desarrollado también su faceta investigadora, con registros clínicos y la publicación de artículos científicos.